La gran banca, culpable de la crisis, por José Soutelo.

Posted on 22 marzo, 2012 por

16


Especulacion


Alguien tan poco sospechoso de izquierdismo como Warren Buffet, uno de las tres o cuatro inversores más ricos del mundo, dijo lo siguiente: “Los bancos se han expuesto demasiado, han asumido demasiados riesgos. Así que el problema es evidentemente de los bancos. Son quienes tienen la culpa. No hay por que echársela a nadie más” (El País, 25-05-2008, “Los bancos tienen la culpa“).
Son los grandes bancos los que crearon este gran colapso financiero porque crearon y extendieron millones de productos financieros oscuros y sumamente arriesgados, en un principio muy rentables pero demasiados peligrosos debido a los cambios que el mercado sufrió, produciendo en consecuencia,una aunténtica basura financiera. Ésta fue contagiando a los demás bancos y a los demás actores económicos, produciéndose la gran crisis financiera.
Los bancos son los culpables de esta gran crisis, ya que recurieron a un sin fin de trampas con sus clientes. En nuestro pais los jueces han dictado cerca de 500 sentencias condenatorias contra las entidades financieras por colocar a sus clientes “swaps”, permutas financieras o “clips”, como si fueran un seguro ante la variación en los tipos de interés cuando, en realidad, era productos muy arriesgados que solo favorecían a las entidades bancarias.
La Asociación de Usuarios Afectados por Permutas y Derivados Financieros (Asuapedefin), calcula que en España existen entre 200.000 y 400.000 particulares y minoristas con este tipo de productos financieros (El Economista, 14-11-2011 ). Existe otro buen número de españoles que sufrieron la estafa de las llamadas participaciones preferentes que los bancos colocaron maliciosamente a sus clientes por un volumen total de unos 12.000 millones de euros (TVE, El fraude de las preferentes).
También son responsables de la crisis porque ellos y sus empresas de tasación provocaron la subida de precios de la vivienda y de las burbujas inmobiliarias para así engrandecer el volumen de créditos que ofrecían a sus clientes.
Y son culpables de la crisis también porque se han pasado en la capacidad de creación de dinero, saltándose todas las reglas bancarias, ofreciendo hipotecas a más del 100% del valor de las viviendas o a agentes sociales y económicos, que superaban con creces los niveles permitidos.
Las entidades financieras son los autores de la crisis porque quisieron aumentar sus beneficios, disimulando trampas contables y no acumularon el volumen de reservas necesario para hacer frente a la morosidad que sin remedio se iba a originar al realizar de una forma irresponsable una  política de endeudamiento excesivo. Y son los autores directos de la la crisis porque no se puede ocultar que durante los últimos años han presionado a los gobiernos para que efectuaran políticas que ocasionaran la grandes diferencias sociales que a ellos les venía bien para que los niveles altos de renta les proporcionen grandes volúmenes de ahorro y los bajos tuvieran que endeudarse más.
Son los autores de la crisis por haber evadido lo que quisieron a los paraísos fiscales y así originar el fraude y la evasión fiscal que bien nos vendria en este momento de gran crisis. Los bancos  no cumplieron con Hacienda como lo hacen los ciudadanos de a pie, disminuyendo así la operatividad económica de los gobiernos. Financian a los partidos, pagan a periodistas, son los dueños efectivos de los medios de comunicación, dominan incluso la decisión de los rectores universitarios y de los lideres de opinión. Son los que tienen el verdaero poder ciudadano.

Quien bien sabe esto es  Emilio Botín  ya que debido a su gran poder, por supuesto más que los propios gobiernos, actúa  0con  impunidad y realiza actuaciones punibles sin que sea condenado por ello. Podemos leer en  El País, que logró que la entonces Secretaría de Estado de Justicia y posteriormente Vicepresidenta del Gobierno cursara al Abogado del Estado “instrucciones sobre su actuación en el caso de las cesiones de crédito”, concretamente, pidiendo que no se dirigiera “acción penal alguna por presunto delito contra la Hacienda Pública, contra la citada entidad bancaria o sus representantes”. Gracias a ello, ni siquiera fue juzgado por unas irregularidades financieras por las que la acusación solicitaba para el presidente del Banco de Santander “un total de 170 años de prisión y una multa de 46.242.233,92 euros (7.694.060.334 pesetas), además de una responsabilidad civil de 84.935.195,86 euros (14.132.027.499 pesetas), que es el perjuicio causado con su actuación a la Hacienda Pública”. (El País, 27-05-2008, “Rato atribuye la decisión de no perseguir a Botín en 1996 a De la Vega”).

Botín consiguió que el gobierno ya en funciones de Rodríguez Zapatero indultara  con total desfachatez al consejero delegado del Banco de Santander condenado  por delinquir en el ejercicio de su actividad bancaria.

 La gran estafa cometida por los bancos no sería una triste realidad sin la complicidad de la mayoría de los politicos, gobiernos y bancos centrales -los cuales cambiaron  las leyes para así hacer sus impresentables acciones,- que miraron a otro lado cuando mentian a los clientes  y cuando generaban el riesgo tremendo que se sabía que antes o después estallaría llevándose por delante la actividad de miles y miles de empresas y millones de empleos. O que, ya en plena crisis, se han dedicado a salvar el bolsillo de los bancos y banqueros dándoles billones de euros a costa de los contribuyentes. Ya sabemos que el poder real no lo tienen  los políticos sino  los bancos los cuales están llevando a cabo, “la demolición de la democracia”  presionado y suplantando muchas veces al poder político.

José Sotelo.